La película del día

Críticas de cine y cobertura de festivales

Project Almanac (2014)

Project_Almanac-148882067-large

Reseña de Miguel Delgado

Michael Bay parece haberle cogido el gusto a eso de producir. En menos de un año, y dejando de lado la cuarta y aburrida entrega de Transformers, La era de la extinción, Bay ha entregado cuatro películas como productor: la segunda entrega de La noche de las bestias (2013) con Anarchy, otra cinta de terror como Ouija, el taquillazo de Ninja Turtles y ahora su último proyecto, la película de viajes en el tiempo que nos ocupa. En este tipo de  productos hay una serie de defectos y características con las que uno cuenta de antemano, esperando eso sí que el resto de elementos formen un conjunto divertido con el que pasar el rato (como ocurría con las Tortugas Mutantes, por ejemplo). Sin embargo, cuando lo que se tiene delante es un producto tan absurdo, tan vacío y tan insustancial como Project Almanac, poco puede uno disfrutar.

La cinta no empieza mal a pesar de presentar a unos personajes prototípicos. Tiene cierta gracia en esa introducción de los elementos con los que la película entrará en el terreno de la ciencia ficción y el viaje temporal. No se apresura, utiliza el tiempo justo y necesario en la creación de la máquina que permitirá a los protagonistas desplazarse en el tiempo, acomodando así al espectador con gracia y con facilidad al espectador. De esta manera, y durante unos momentos, parece que nos podemos encontrar con un producto entretenido de la factoría Bay, con su espectacularidad, sus persecuciones, su acción…

project-almanac-3 Nada de eso llega al final. En cuanto los protagonistas comienzan a saltar con la máquina, todo se va por la borda con una velocidad pasmosa. Hay varios motivos, el principal de todos es que no hay conflicto hasta llegado el cuarto de hora final. Eso nos deja un larguísimo intermedio en el que los protagonistas no hacen otra cosa que pasárselo bien como se supone que deben hacerlo los chavales americanos de instituto: aprueban exámenes, se compran coches (los chicos, las chicas modelitos de ropa, no olvidemos que el machismo es marca de la casa), etc. La mayor aspiración del protagonista es conseguir ligarse a la chica top del instituto de turno, que por cosas del destino les acompaña. Esto le cuesta mucho debido a que es listo y algo retraído, a pesar de ser evidentemente atractivo. Esto, como anécdota casi, ocupando una pequeña parte del metraje, habría podido funcionar, pero ocupando más de una hora en pantalla (¿Cuánto dura la interminable escena en el Lollapalooza?) termina haciendo de ésta una cinta plomiza y simplona. En los últimos momentos hay un amago de convertir esto en algo parecido a El efecto mariposa (2004), pero ya es demasiado tarde y todo lo que pasa da igual.

Si alguien esperaba ver algo de acción en la película quedará terriblemente decepcionado. Esto no tiene porque ser malo, pero si lo que tenemos entre manos es una mezcla imposible entre American Pie (1999) y Primer (2004), hasta se agradecería que hubiesen tirado por terrenos más mamporreros. Aquí solo hay juerga y diversión. Tal vez en alguna especie de intención de retratar la estupidez de la juventud actual, quizá Michael Bay haya realizado su La gran belleza (2013), pero los resultados son deplorables. Debido a la falta de espectacularidad de la propuesta, extraña que la cinta se haya realizado por medio del forzadísimo found footage, y como puede imaginarse, ni lo aprovecha en lo más mínimo ni respeta las reglas de este tipo de películas, con cámaras lentas con no vienen a cuento, cambios de plano imposibles…

mgid-uma-image-mtv Para rematar, posiblemente sea la película que use de manera más descuidada y absurda las reglas que suelen ponerse en las películas de viajes en el tiempo. Cierto es que este tema suele traer paradojas y muchas veces provocan cabos sueltos, pero si uno se va a meter a realizar una película sobre viajes en el tiempo, debe esforzarse un poco en seguir los hilos marcados por lo que supondrían estos saltos. Project Almanac no, se pasa por el forro toda la lógica posible que a uno se le pueda ocurrir: toda la trama se basa en que la línea temporal es inmutable, y algo que vayas a hacer si viajas al pasado ya se habrá hecho; pero según convenga, esta inmutabilidad desaparece, pudiendo viajar en el tiempo al pasado y cambiando cosas para que luego esto haya afectado o afecte directamente a su presente. Intentar seguir algún tipo de coherencia en la película provocará dolores de cabeza, por lo que llegado cierto momento, uno solo puede vaciar el cerebro e intentar disfrutar, infructuosamente, de tanta tontería.

Es Project Almanac una película vacía, carente de gracia, sin sentido y que para colmo termina por hacerse aburrida. Si no es una completa basura es por su presentación, decente en comparación con lo que viene después, y su reparto formado por caras desconocidas que sin hacer nada destacable si resultan medianamente carismáticos. Pero cualquiera que vaya buscando algo con un mínimo sentido, un simple entretenimiento o simplemente disfrutar de elementos propio de la ciencia ficción saldrá decepcionado y aburrido. Si existiese una versión estúpida de Primer, Project Almanac sería la versión aún estúpida de esa hipotética película.

*Y a todos los interesados en este tipo de películas, por el precio de una entrada un día general para verla, podéis comprar Predestination (2014), con Ethan Hawke, que salió en Navidades a la venta y le da mil vueltas en todos los sentido. Increíble que aquella haya llegado directa en DVD y Project Almanac se estrene en cines. Una pérdida de tiempo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 28 enero, 2015 por en Cine americano y etiquetada con , .
A %d blogueros les gusta esto: